Las plantas rupícolas son aquellas que viven sobre el escaso suelo que pueda encontrarse en paredes, acantilados, roquedos, escarpes, etc. Estas zonas, caracterizadas por presentar grandes pendientes, constituyen su hábitat idóneo, estando adaptadas para vivir en estos ambientes hostiles donde otras plantas no pueden hacerlo. La escasez de agua y suelo así como la dificultad para dispersarse debida al aislamiento, son las principales limitaciones para el desarrollo de flora en estos medios.
El aislamiento debido a la distancia, muchas veces de gran cantidad de kilómetros, que separa estos ambientes entre sí, es la causa de que algunas de estas especies sean endémicas. Es decir, plantas que sólo viven en determinados lugares. Por ejemplo en la Comarca de La Ribagorza en ciertos riscos próximos a Sopeira existe una planta, Borderea chouardii, que no se encuentra en ningún otro lugar del mundo.

Borderea chouardii

Borderea chouardii

Otras plantas rupícolas endémicas que viven en La Ribagorza son:

Petrocoptis pseudoviscosa: endemismo del Prepirineo Aragonés y que sólo habita en el valle del Ésera, entre Campo y El Run.

Petrocoptis pseudoviscosa

Petrocoptis montsicciana: endemismo del Prepirineo oriental, en Huesca la encontramos en el Montsec del Estall y el valle del Isábena

Petrocoptis montsicciana

Oreja de oso, Ramonda myconi: Endémica del Pirineo y Prepirineo, Navarra y Puertos de Tortosa.

Oreja de oso, Ramonda myconi

Erodium petraeum subsp. lucidum: endémica del Pirineo central y oriental, en Aragón se encuentra en Aneto-Llauset y en Graus

erodium lucidum

Erodium rupestre: endemismo del Prepirineo centro-oriental español, en Aragón solamente se localiza en el Prepirineo oriental, en la comarca de la Ribagorza, en las sierras de Sis y del Castillo de Laguarres.

Erodium-rupestre

Pingicula longifolia subsp. longifolia: endémica del Pirineo de Huesca; en La Ribagorza en roquedos del Ésera.

Pingicula longifolia subsp. longifolia

Otras rupícolas de la comarca con distribución más amplia:

Corona de rey, Saxifraga longifolia: Península Ibérica y Marruecos

Corona de rey, Saxifraga longifolia

Té de roca, Jasonia glutinosa distribución más amplia: España Francia y norte de áfrica

Té de roca, Jasonia glutinosa